Atención al cliente (+34) 962 760 527 info@ozolife.es
COENZIMA Q10

COENZIMA Q10

COENZIMA Q10

La coenzima Q10, también conocida como ubiquinona, ubidecarenona, coenzima Q, y abreviada a veces a CoQ10, CoQ, o Q10, es una 1,4-benzoquinona, donde la Q se refiere al grupo químico quinona, y el 10 se refiere al número de subunidades del producto químico isoprenilo en su cola. La coenzima Q10, se encuentra distribuida por todo el organismo, siendo los órganos de mayor concentración el páncreas, los riñones, el hígado y el corazón. En condiciones normales es sintetizada por el organismo y otras veces se precisa de alimentos para incorporarla. Está presente en carnes rojas, trucha, salmón, espinacas y brócoli, entre otros.

Coenzima Q10

La coenzima Q10 se considera un antioxidante que transforma los alimentos en energía, protege el corazón y rejuvenece tus tejidos. Todos producimos coenzima Q10 hasta cierta edad; a partir de los 40 años su producción natural comienza a disminuir, unos niveles bajos pueden contribuir a la hipertensión, ataques al corazón, angina de pecho, depresión del sistema inmunitario, enfermedad periodontal, falta de energía y obesidad entre otros trastornos, por lo que se recomienda consumir complementos que aporten coenzima Q10. La dosis de 30 a 50 mg al día son la necesidades diarias

BENEFICIOS E INDICACIONES

La función principal de esta molécula está relacionada con el proceso mediante el cual el oxígeno y los nutrientes se transforman en energía. Dentro de la célula existe un complejo mecanismo para obtener energía, del cual la Coenzima Q10 es una pieza fundamental. Personas que por su actividad diaria, ejercicio físico o trabajo extenuante tienen un mayor gasto energético, también pueden tener mayor gasto de esta coenzima que otras personas.

Por otro lado, también actúa protegiendo a las células frente a la exposición a las radiaciones solares y otras agresiones provocadas por los radicales libres. Es decir, los beneficios de la coenzima Q10 son múltiples: es un antioxidante que desarrolla su función en la membrana de las células. Forma una capa protectora contra las agresiones externas sobre nuestra piel y órganos, evitando que se oxiden y acumulen daños que acaban por afectar a su funcionamiento.

La coenzima Q10 es que reduce la oxidación del colesterol «malo» LDL y la formación de placas de ateroma, lo que disminuye el riesgo de ateroesclerosis y otros trastornos cardiovasculares como infarto e hipertensión.

Esta molécula también está implicada en la renovación celular, este proceso controla la muerte de células dañadas y su sustitución por nuevas células sanas, por esta razón es clave en fenómenos como la renovación de la piel siendo utilizada por vía tópica contra las arrugas y las manchas oscuras de la piel. Los expertos siguen investigando aplicaciones para contrarrestar el paso de los años.

Esta coenzima en dosis altas, puede ser utilizada como coadyuvante en el tratamiento de problemas como la enfermedad de Huntington, Parkinson y Alzheimer, aunque existen estudios contradictorios. En dosis moderadas puede mejorar el rendimiento intelectual debido a su efecto protector sobre las neuronas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar menú

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This