Ozolife Softgels, Cápsulas de Aceite Girasol Ozonizado con alto contenido en Omega 3 y ácidos grasos monoinsaturados (Omega 9)

Ozo-007

New product

Ozolife Softgels Cápsulas de Aceite Girasol Ozonizado, con alto contenido en Omega 3 y ácidos grasos monoinsaturados (omega 9).

More details

DISPONIBLE

37,64 € tax incl.

Add to wishlist

More info

Es un complemento alimenticio en forma de capsulas de gelatina de 1,2 gr, como principio activo presenta una fracción de aceite girasol ozonizado con un índice de peróxidos de 500MeqO2/kg, y como sustancia auxiliar contiene una mezcla de aceites vegetales con alto contenido de omega 3 y ácidos grasos monoinsaturados (omega 9), también forma parte de este complemento algunos antioxidantes naturales (tocoferoles, Ascorbyl palmitato y Propyl gallato). Ozolife® Softgels, cumple con todos los registros sanitarios de la Unión Europea como suplemento alimenticio, número de registro 17962.

Lo novedoso en Ozolife Softgels es la incorporación del aceite girasol ozonizado como un principio activo fundamental. Existen reportes del uso médico de los aceites ozonizados desde 1859. Con esta nueva incorporación hemos querido potencializar el efecto antioxidante de nuestro complemento, previniendo así todas aquellas enfermedades producidas por el estrés oxidativo, también ayudar a fortalecer el sistema inmune, otra importante función del aceite girasol ozonizado es su poder germicida muy útil en parasitosis como la giardiasis, infecciones por Helicobacter pylori; por su poder antiinflamatorio y regenerativo puede ser usado como adyuvante en las inflamaciones de la mucosa gástrica como la gastritis, ulceras pépticas, infecciones intestinales.  La estabilidad de los preparados ozonizados ha permitido el desarrollo de formulaciones convencionales para su uso clínico, como es el caso de Ozolife Softgels. El estudio más profundo de los efectos biológicos de estos preparados reforzará las bases científicas de su empleo en diferentes patologías.

Beneficios de la ingestión de Ozolife Softgels

  • Mejora el funcionamiento del aparato digestivo; es protector de la mucosa estomacal ante las secreciones ácidas, por su efecto regenerador puede ser usado en la gastritis, úlcera péptica gastroduodenal, y en las colitis 8. Sobre la base de observaciones experimentales y clínicas recientes se llega a la conclusión de que el aceite ozonizado debe ser considerado como alternativa de la terapia de quemaduras químicas del tracto digestivo.5, 6, 7
  • Fortalece el sistema inmunológico, cuando se administra por vía oral el aceite girasol ozonizado ejerce no sólo acción antiinflamatoria. En investigaciones en pacientes con diferentes enfermedades infecciosas se demostró su influencia sobre la corrección inmunológica en los indicadores de la inmunidad celular y humoral, tanto en la específica como en la no específica. En todos los casos, independientemente de la patología infecciosa estudiada la aplicación de aceite girasol ozonizado incluida en la terapia base (5 mL dos veces al día) permitió en breve plazo la normalización del contenido absoluto y porcentual de los linfocitos T, disminuyó la cantidad de linfocitos B, incrementó la fagocitosis. La aplicación del aceite vegetal ozonizado condujo a la normalización o al incremento de la defensa humoral no específica, la actividad bactericida y de lisozimas del suero sanguíneo.5, 6
  • Se describe su efecto antiparasitario y antibacteriano. Diferentes estudios demuestran la efectividad del aceite ozonizado en el tratamiento de la giardiasis (Giardia Lamblia) y el helicobacter pylori (bacteria gram negativa). En cuyo caso se recomienda la ingestión de 3 a 4 gramos diarios distribuidos 3 veces al día. 1,2 gr antes del desayuno, 30 minutos antes de la comida y cena (con el estómago vacío, para favorecer su acción sobre el parasito).3

Otras de las funciones no menos importantes, están dadas por la presencia en su fórmula de alto contenido de ácidos grasos insaturados (omega 3) y monoinsaturados como el omega 9

  • Previenen la aparición de patologías cardiovasculares, ya que al aportar ácidos grasos insaturados, regula los niveles de colesterol en sangre, elevando los niveles de colesterol bueno (HDL) y disminuyendo el colesterol malo (LDL).
  • Se han descrito propiedades antiinflamatorias en enfermedades de las articulaciones como la artritis reumatoide, psoriasis y lupus. Parece ser que la utilización de estos complementos aumente los niveles de las prostaglandinas PG3 que tiene propiedades antinflamatorias
  • Mejora las funciones metabólicas y el desarrollo cerebral, los ácidos grasos favorecen la formación de membranas celulares, y fortalece el tejido cerebral.
  • Reduce el desgaste de los tejidos gracias a su poder antioxidante, disminuyendo el envejecimiento de la membrana celular.
  • Mejora la esperanza de vida (años a vivir) y la calidad de vida en general debido a su natural aporte de nutrientes.

Se habla mucho de lo importante que es ingerir omega 3 y ácidos grasos  monoinsaturados como el omega 9, pero ¿Qué sucede si faltan estos ácidos grasos en la dieta y donde encontrarlos?


R/ Algunas de las consecuencias por la no ingestión de estos ácidos grasos:

Defensas bajas con mayor riesgo de enfermar por cualquier causa, pues el omega 3 y el omega 9 cumplen un rol importante en el fortalecimiento del sistema inmunológico, así como también, como antioxidante que ayuda a reducir el efecto de diferentes estresantes.
Problemas cardiovasculares debido a que el omega 3 y el omega 9 pueden proteger de procesos inflamatorios en nuestras arterias y reducir el riesgo de ateroesclerosis. Asimismo, este tipo de grasas disminuyen el colesterol malo (LDL) e incrementan el colesterol bueno (HDL).
Falta de memoria y concentración o déficit de atención debido a que los ácidos grasos omega 3 influyen en la función cognitiva.
Cambios de humor y depresión, pues como hemos dicho, el déficit de omega 3 puede afectar el correcto funcionamiento del cerebro así como las conexiones neuronales, repercutiendo en la función cognitiva.
Sequedad en la piel, aparición de eczemas y caída del cabello a causa de la falta de un buen antioxidante y lípidos que protegen cada una de las células del cuerpo como es el omega 3 y el omega 9. Se sabe que el omega 9 cuida y protege la piel, por dentro y por fuera.

Como podemos ver, el omega 3 no debe faltar en nuestra dieta diaria, pues las consecuencias de su déficit en el organismo pueden afectar no sólo funciones cardíacas y vasculares sino también cerebrales, cognitivas e incluso nuestra estética, recuerde que el omega 3 es un ácido graso esencial, lo que quiere decir que no somos capaces de fabricarlo solo se puede obtener a través de la dieta.

Fuentes vegetales de omega 3: Semillas y los aceites vegetales que se extraen de estas: Linaza, aceite de onagra, nueces, aceite de oliva, aceite de sésamo, quínoa, soja, semillas de chía, almendras, verdolagas y espinacas.
Fuentes vegetales de omega 9: Aceite de oliva, aceite de aguacate y frutos secos.

MODO DE EMPLEO

Para mayores de 12 años tomar 1 capsula con medio vaso de agua 30 minutos antes de desayuno comida y cena, la ultima toma también puede ser antes de acostarse, el objetivo es tener el estomago vacío para favorecer su absorción.

CONTRAINDICACIONES

No se ha reportado contraindicación alguna.

PRECAUCIONES

No administrar a niños menores de 12 años.

No administrar a embarazadas.

No utilizar después de su fecha de vencimiento.

ADVERTENCIAS

No superar la dosis diaria recomendada.
Los complementos alimenticios no deben utilizarse como sustituto de una dieta equilibrada.
En caso de manifestaciones adversas debe retirarse y consultar al médico.
Manténgase alejado del alcance de los niños.

REACCIONES SECUNDARIAS

Son muy poco frecuentes, estudios clínicos demuestran menos de un 2,6% pudiendo aparecer náuseas y vómitos, en ocasiones hay pacientes que presentan eructos pero que no requieren mayor importancia.

ALMACENAMIENTO

Lugar seco y fresco, preferiblemente entre 6 y 8 grados, sin exposición a la luz.

PRESENTACIÓN

Botes de 60 cápsulas blandas de 1,2g c/u.